Uncategorized

CUIDADO CON LOS DEPORTES DE INVIERNO

Con las primeras nevadas,muchas personas se deciden a practicar los llamados deportes de invierno, en muchos casos sin contar ni con la necesaria preparación física ni con el material adecuado.

Esto acarrea lesiones fácilmente evitables. Aquí encontrarás las claves para disfrutar de la nieve sin ningún riesgo.

Tras un año de descanso, los deportes de invierno se ponen nuevamente de moda. Expertos y aficionados a la nieve comienzan a demostrar sus habilidades en este medio en sus distintas modalidades deportivas, entre ellas, las más practicadas, el esquí alpino, el esquí de fondo y el snow-board.

Todas estas actividades exigen una preparación física previa. Se recomienda realizar una “pretemporada” invernal antes de que las estaciones de esquí se pongan en marcha.  Este entrenamiento previo previene de muchas lesiones; de hecho, las principales causas de las lesiones en el esquí y snow-board son por falta de preparación física e inexperiencia.

Antes de salir de casa, hay que revisar el material de esquí, tanto la ropa que vamos a llevar como el material propiamente dicho.  El material debe estar en buenas condiciones:

A) Las botas de esquí deben quedar ajustadas perfectamente a cada persona. Los nuevos cierres ajustables han contribuido a disminuir muchas de las lesiones del tobillo que antes se producían en la práctica del esquí alpino. Actualmente, se están estudiando nuevos modelos de botas de esquí alpino para disminuir las lesiones de rodilla.

B) Hoy en día, se aconseja el uso de casco protector, no sólo en aquéllos que practiquen el snow-board (ya que su uso en esta modalidad esta bastante extendido) sino también en el resto de modalidades de esquí.

C) No debe faltar la crema protectora y las gafas solares para evitar quemaduras faciales y oculares. La crema hay que aplicarla unos 30 minutos antes de la exposición solar.

D) No hay que olvidar el uso de guantes impermeables para evitar congelaciones en los dedos de las manos.

E) Por último, y aunque no sea estrictamente referido al equipo o indumentaria, hay que tener en cuenta que aquellas personas que vivan a nivel del mar pueden sufrir el llamado “mal de las alturas” y notar cierta fatiga al subir a las montañas hasta que su cuerpo se aclimate a la nueva altitud.

Asimismo, como en toda práctica deportiva, hay que realizar un calentamiento previo.

Una vez estamos en las pistas correctamente equipados, repasaremos las lesiones y riesgos a los que nos exponemos cuando nos ponemos los esquís o la tabla y nos lanzamos por la pista.

esquiar_españa476_0

Las lesiones más comunes son:

1. Lesiones óseas

Normalmente fracturas cerradas, aunque pueden ser abiertas en algunos casos. Su localización más frecuente es:

– Tibia: por mecanismo de rotación de rodilla sobre el tobillo que está sujeto por la bota.

– Peroné: por golpes directos en la cara externa de la pierna.

– Fémur: por caída con traumatismo de alta energía.

– Cúbito y Radio: al apoyar las manos al caer; son más frecuentes en la práctica del snow-board.

– Clavícula: por caídas sobre el hombro.

– Huesos de la mano.

2. Lesiones articulares.

– Tobillos: esguinces de tobillo. Son más frecuentes en los que practican snow y esquí de fondo porque la bota es blanda y más baja.

– Rodillas: lo más frecuente son lesiones del ligamento lateral interno y del cruzado posterior, ya que la rodilla rota sobre el tobillo que está fijo en la bota.

– Pulgar del esquiador: por mala colocación de la cinta de los bastones que tracciona del pulgar al caer y lesiona el ligamento de la cara lateral del dedo.

– Luxaciones de hombro: por traumatismo fuerte directo.

– Esguinces de muñeca: por mala posición de la misma en la caída.

3. Otras lesiones:

– Contusiones.

– Golpes en la espalda y costados. Son más frecuentes en la práctica del snow ya que las caídas son normalmente hacia atrás. Si el impacto es muy fuerte, se puede llegar a dañar órganos internos.

– Lesiones oculares por no usar buenas gafas de protección UV.

– Quemaduras solares.

– Cortes con los bordes de las tablas.

– Traumatismos en la cabeza: en caídas de alta energía, fuera de pistas o golpes por parte de otros esquiadores.

Finalmente, estos consejos pueden ayudar a que la práctica de deportes de invierno, en concreto de las modalidades que hemos nombrado, sea más segura y con ello, más divertida para todos:

– Evitar el uso de trineos o sacos deslizantes ya que, con ellos, estamos desprotegidos de cualquier tipo de accidente.

– Reconocer las limitaciones de uno mismo.

– Se recomienda mucha precaución y respeto hacia los demás esquiadores en el momento

Anuncios

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Síguenos en Twitter

A %d blogueros les gusta esto: