Uncategorized

Más de 150 personas han superado su deficiencia auditiva tras recibir un implante en el Hospital Universitario de La Ribera

• El Servicio de Otorrinolaringología del centro hospitalario es pionero, en España, en la implantación de prótesis auditivas totalmente invisibles.
 
• Dr. Gisbert: “con los implantes auditivos conseguimos mejorar la calidad de vida de los pacientes, al hacer más fácil su integración tanto a nivel social como laboral y evitar el estigma social al que se ven enfrentadas muchas de las personas que sufren pérdida auditiva”.

 
Un total de 154 personas han recuperado su capacidad para oír tras recibir un implante auditivo recibir un implante auditivo en el Hospital Universitario de La Ribera. Veintidós de estas intervenciones se han llevado a cabo en el último año.
 
El 32,5% de estos pacientes ha conseguido recuperar la capacidad de audición gracias a un implante coclear, otro 30% corresponde a implantes osteointegrados por vía ósea, mientras que el 37,5% restante corresponde a pacientes que han recibido un tipo de prótesis totalmente invisible en cuya implantación el Hospital de La Ribera ha sido pionero en España.
 
Los implantes auditivos están indicados para aquellos casos en los que no es posible rehabilitar la capacidad auditiva del paciente mediante audífonos convencionales. El jefe del Servicio de Otorrinolaringología del Hospital Universitario de La Ribera, Dr. Javier Gisbert, ha destacado, en este sentido, “la importancia de recuperar el sentido de la audición, especialmente en personas con otro tipo de deficiencias, como por ejemplo, las personas sordociegas, con el fin de mejorar su relación con su entorno”.
 
Cabe señalar que hoy se celebra el Día Internacional de la Persona Sordociega, como conmemoración del nacimiento de Hellen Keller, autora y activista estadounidense que padecía ambos tipos de discapacidad.
 
El objetivo de este Día Internacional es el concienciar a la población sobre la existencia de la sordoceguera y reivindicar los derechos de las personas que sufren esta discapacidad única.
 
Implantes totalmente invisibles
 
El Servicio de Otorrinolaringología del Hospital Universitario de La Ribera inició la implantación de prótesis totalmente invisibles en el año 2009 de forma pionera en España y, desde entonces, el hospital alcireño realiza este tipo de intervenciones regularmente, habiendo sido también el primer centro español en llevar a cabo un implante bilateral (en ambos oídos) en una misma paciente con este tipo de implantes
totalmente invisibles.
 
Se trata de un dispositivo que se coloca debajo de la piel, quedando totalmente oculto, de manera que externamente no hay muestras visibles que indiquen que se lleva puesta una audioprótesis.
 
Según ha señalado el Dr. Gisbert, “esta tecnología supone un gran avance en la calidad de vida de las personas que deben llevar un dispositivo auditivo y es una buena alternativa para aquellas personas adultas, con pérdida tanto conductiva (causadas por enfermedades u obstrucciones en el oído externo o medio) como neurosensorial (causada por daños en las células capilares del oído interno o en el nervio auditivo) de moderada a severa, que no quieren renunciar a una vida activa y que prefieren que no
se vea que llevan una prótesis auditiva”.
 
Así, esta prótesis permite al paciente llevar a cabo actividades cotidianas como ducharse o practicar deportes como natación, aerobic o tenis, ya que no tiene ningún componente externo que se pueda dañar con el agua o la transpiración.
 
Según el Dr. Gisbert, “con este tipo de prótesis, el paciente mejora considerablemente su calidad de vida al tiempo que aumenta su autoestima, al permitirle llevar a cabo todo tipo de actividades personales y laborales con total naturalidad, y evita el estigma social al que se ven enfrentadas muchas de las personas que sufren pérdida auditiva”.
 
Implantes cocleares y dispositivos semi-implantables
 
También, desde el año 2008, el Hospital Universitario de La Ribera lleva a cabo implantes cocleares de forma regular, “con resultados muy positivos”, tal y como ha afirmado el Dr. Gisbert, quien ha destacado “la importancia que este tipo de tecnología tiene en la recuperación de la capacidad auditiva de los sordos profundos y, por tanto, en la mejora de su calidad de vida, al hacer más fácil su integración tanto a nivel social como laboral”.
 
En este sentido, según el Dr. Gisbert, “en algunos casos, incluso el paciente puede mantener una conversación por teléfono”.
 
El implante coclear es un dispositivo electrónico que se coloca en el oído y que permite convertir las señales acústicas en eléctricas y transmitirlas al nervio auditivo. Se suele implantar a pacientes con sordera bilateral profunda en los que el audífono convencional no ha resuelto su problema.
 
Por último, el centro alcireño utiliza también los implantes osteointegrados por vía ósea, que son unos dispositivos semi-implantables (esto es, que no todos sus componentes quedan ocultos) que reciben las ondas sonoras y las transforman en vibración mecánica, trasmitiéndola al hueso y alcanzando así la cóclea (estructura del oído interno) de forma directa, sin pasar por el conducto auditivo externo y el oído medio.
Anuncios

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Síguenos en Twitter

A %d blogueros les gusta esto: